Un guiso extrañamente bueno

Guiso de patica de cerdo con mondongo. Por costumbre desde que en mi casa se reúnen dos o más hermanas de mi madre con sus respectivos esposos se tiene la tradición de hacer un patimongo. Una gran olla de este guiso tan aclamado por los dominicanos, y que acompañado con arroz y fritos verdes —algunos no lo comen sin ketchup o picante— se convierte en una de las comidas más deseadas a la hora de una reunión o coro entre familiares y amigos. Mondongo y paticas de cerdo todo en un mismo plato ¿Quién dijo que no se podía?

Etiquetas: